Pan de 99 calorías. ¿Es mejor que el resto?

Como si de una época de rebajas se tratara, unos nuevos productos han aparecido en nuestra alimentación poniendo el foco de atención sobre el contenido calórico. A diferencia de otras décadas y anteriores años, donde eran más comunes los reclamos como “light” o “bajo en grasas”, empieza a ganar protagonismo la publicidad cuantitativa.

A la mente me viene el anuncio de la Free Damm. Autodenominada “La 0,0% más baja en calorías” con el siguiente spot:

“Tengo un don, cuento calorías”

Desconozco el desencadenante principal de este asunto “cuantitativo”. Algo habrán arrojado los estudios de mercado, mi hipótesis personal es que es posible que las personas se hayan vuelto más escépticas o quizás se hayan acostumbrado a las declaraciones nutricionales tradicionales, o quizás es simplemente la innovación que toca en el ciclo de la oferta.

El 99 en el precio y los valores.

Según dicen Soraya Castro y Alejandro Rosemberg, el comportamiento del consumidor frente a los precios y las cifras, es dependiente entre otras cosas de los precios de referencia, de la percepción, de la interrelación valor-precio percibido… Todo este compendio de condicionantes predispone a que pueda surgir el uso de un concepto que en Marketing se llama “Precio psicológico”. Un antiguo estudio del año 1979, de Gaber y Granger “Price Sensitivity of the Consumer” ya ponía de manifiesto que aquellas cifras que terminaban en un número impar, en especial el número 9, tenían más aceptación.

¿Se acerca por tanto una época del 9 en Publicidad Alimentaria?
Este otro anuncio de “Bizcochitos de arroz” ya pone de manifiesto la importancia del marketing “cuantitativo” y ofrece 20 piezas de este snack que contienen 99 kcalorías.

Al igual que la colección de anuncios de ligeresa, que pretendía con un tono desenfadado y de humor, quitarle hierro al asunto con su eslogan de “La vida no está hecha para contar calorías”, aunque quizás con demasiado hincapié en la feminización de estos anuncios y la preocupación del peso en las mujeres.

Ahora a España, ha llegado también un nuevo pan de la mano de Bimbo, se trata de “Thins” anunciado por Dani Mateo. “El pan fino para tus cenas superligeras” y que vamos a analizar en el post de hoy.

 

Etiquetado, fibra y salud

Es muy importante considerar, antes de empezar este análisis la diferencia entre el concepto integral y el contenido en fibra. Trabajo que me ha adelantado mi compañera Lucía en el post “Rico en fibra no es integral“.

Como muy bien explica allí, la legislación de productos integrales no obliga a que el producto tenga un porcentaje alto de proporción integral (cereal sin refinar).

El interés que suscita en el etiquetado la palabra “Integral” o “con fibra” se debe a la asociación de estos productos con la salud y la prevención de enfermedades. Quiero hacer una llamada de atención aquí: los alimentos integrales como tal no tienen por qué proporcionarnos una mejora en la salud, lo que verdaderamente importará y conllevará una mejora es LA SUSTITUCIÓN de los productos refinados, por productos integrales. Aquí tenéis algunos estudios que ponen de manifiesto la relación del consumo de fibra con peso y colesterol sanguíneo, enfermedades cardiovasculares y concretamente con infartos.

En el caso de que el pan venga envasado y por tanto aparezcan los ingredientes, hay que obviar las alegaciones a “integral” en el etiquetado, y centrarnos en los ingredientes. Ya que es común encontrarnos harina refinada a la que le han añadido fibra, y eso no es integral.

Pan thins 100% integral ¿lo es?

Etiquetado thins

Etiquetado thins 100% integral

En esta ocasión, y como sí podemos observar, el ingrediente principal es “harina integral de trigo”, sin que luego aparezca harina refinada. Si bien es cierto, y por añadir alguna pega al etiquetado, aparece tras el “gluten de trigo” la adición de “azúcar”. Se presupone que no es mucha cantidad, ya que los ingredientes aparecen en el etiquetado por orden según su cantidad en el producto, y probablemente siga una función tecnológica además de dar palatabilidad.

Valor nutricional y comparativa

Valor nutricional thins

Valor nutricional thins 100% integral

Debido a esta característica, su contenido en fibra es mayor que los falsos panes “integrales” del mercado, que suelen rondar el rango de los 6-9g de fibra, aunque similar a los que contienen también la totalidad del grano entero. El resto de valores son parecidos (Hidratos de carbono, grasas, proteínas se mueven en el rango normal de otros panes). Esto hace por tanto que el valor energético sea a su vez similar al de otros panes.

Es decir, el pan por cada 100g tiene la misma energía que otros panos (aproximadamente 220-250kcal) por lo que el hecho de tener “solamente 99 kcal por sandwich” no se debe a una característica propia del pan, sino al corte fino. Ya que cada sandwich pesa solo 39g.

Valor nutricional de otro pan integral

Valor nutricional de otro pan integral (Software dial)

En definitiva, este pan no nos va a aportar menos calorías que los homólogos, sino que estamos tomando menos cantidad porque su corte es más fino y “facilita” que al hacernos un sandwich, no cojamos tanta cantidad. La característica que habría que resaltar de manera positiva por tanto, es que está compuesto por harina integral, sin recurrir a la refinada. Además de que su pequeña proporción de grasa, proviene de aceite de oliva (aunque es refinado y no virgen o virgen extra). Aún así, este aspecto es deseable frente a la mayoría de panes homólogos, que suelen estar hechos con aceite de girasol. Por proponer unas mejoras, además de esta última, se le podría reducir el contenido en sal y azúcar (aunque no se prevé muy alto).

Pan thins 8 cereales

La otra modalidad que comercializa esta empresa, corresponde a un pan integral con 8 cereales.

Thins 8 cereales

Pan thins 8 cereales

Pan thins 8 cereales (etiquetado)

Es un buen ejemplo comparativo frente al otro. En esta ocasión, vuelve a ser la harina integral de trigo el principal ingrediente, pero contiene a su vez harina refinada. Adiciona demás pequeñas cantidades de otros cereales: avena, centeno, cebada, triticale, arroz y lino. Siendo sin embargo, el único cereal integral el arroz.

Estas pequeñas cantidades son las responsables seguramente del aumento en fibra de 14 a 16g. Aunque por contra no toda su harina es integral.

El resto de características son muy similares: Contenido en Hidratos de Carbono, Proteínas, Grasas y Sal. Por lo que la valoración que he hecho anteriormente es aplicable a este pan.

Conclusión:

Ambos productos traen un contenido alto en fibra, gracias a la utilización del grano completo, y no únicamente a la adición de salvado como hacen otros productos. Sin embargo, solo uno de ellos contiene en exclusiva harina integral (el llamado Thins 100% integral), mientras que el Thins 8 cereales mezcla integral con refinada.

Ambas por tanto son elecciones que garantizan que se ha usado el grano entero y podemos hablar de productos integrales que no “timan” en este sentido.

Respecto al tema calórico y de marketing sobre las 99 kcalorías, hay que matizar que este nuevo producto no es menos calórico que otros panes. Lo que posee las 99kcal calorías es el conjunto del pan de sandwich, que pesa tan solo 39g y por tanto facilita que al hacer la preparación se incluya menos calorías totales (dependerá del contenido).

Por ejemplo, otras rebanadas de pan, que puedan tener el grosor de un dedo, suelen pesar entre 30-35g, dependiendo del tamaño. De manera que lo que produce la reducción calórica es tomar 39g de pan en lugar de 70g. No que este pan sea especial.

Si decidís tomar un sandwich, intentar que sea integral y que en su interior haya siempre verduras acompañando el contenido que vayáis a comer (que no hace falta que sea únicamente cena, a pesar de que esté orientada la publicidad a tal efecto).

36 thoughts on “Pan de 99 calorías. ¿Es mejor que el resto?

  1. Pingback: Bitacoras.com

  2. Y que hay de la asombrosa cantidad de aditivos que tienen? Que conclusión podrías sacar de eso? Realmente son necesarios taaantos? Son todos saludables? Me da a mi que no…

    • Hola Daniel,

      Los aditivos no son imprescindibles, pero en los productos procesados como es este caso se adicionan para mejorar las características organolépticas y para su conservación.

      Por ejemplo:
      El E 300 y el E 330 son ácido cítrico y ácido ascórbico (Vitamina C). Si en lugar de eso dijésemos que lleva zumo de limón a nadie le parecería llamativo.

      Los dos conservantes son el Ácido Sórbico y el Propanoato de Calcio, Conservante que se usan en panificación. Estos se adicionan para que no crezcan microorganismos en el pan. Que al estar ya cortado se expone más su interior a que haya crecimiento.

      Por último, los E-471 y 472 corresponden a ácidos grasos (mono y diglicéridos) que se usa para aglutinar, para compactar la masa del pan. Es decir compuestos de los aceites y grasas.

      La conclusión que saco es que un aditivo no se puede considerar como “saludable”, sino como inocuo. Si consideramos como saludable la seguridad, es mucho mejor garantizar que no estamos consumiendo alimentos contaminados.

      Si te interesa saber más sobre la seguridad de los aditivos y cómo se establecen los niveles máximos de ingesta, te aconsejo estos dos post:

      http://wp.me/p1X46Y-ia (Sobre edulcorantes)
      http://wp.me/p1X46Y-kB (Aditivos y quimiofobia, estevia)

      ¡Un saludo!

  3. Desde luego, estoy completamente de acuerdo. Cada vez que sale un producto de estos, que hacen hincapié en la salud, lo integral o las calorías, yo desconfío de entrada y analizo el etiquetado. La mayoría de las veces, por no decir todas, no me convence en absoluto. Gracias por ayudarnos a educarnos en alimentación y salud.

  4. Oh que guay! gracias por acordarte de mi post, esto siempre me hace super feliz! ya le había echado el ojo a ese pan porque tengo una paciente que los toma, y en su caso son un buen recurso, ya que por sus circunstancias se ve obligada a comer mucho de bocata y le permiten llevarse un par de sandwiches variados sin que el tema pan se nos vaya de las manos. El hecho de que sean integrales también me llevo a darles el “visto bueno”. Ella es plenamente consciente de que tienen menos kcal, porque son más pequeños, no por otra cosa. Estoy de acuerdo con todo lo que comentas…
    Hablando de productos ¿has visto la “nueva agua ligera con fruta” (o algo así) de Font vella con 8gr de azúcar por cada 100ml y aceite de girasol?? tiene casi tanto azúcar como un refresco y la anuncian como algo ligero p´racticamente equivalente al agua (incluso va en la misma botella, cambiando un poco la etiqueta).

    • Para eso estamos Lucía, si haces un post que vale la pena referenciar, es lo primero que debemos hacer.

      Respecto al agua… sí hija, me he dado cuenta. Y habrá que meterle mano. Además el anuncio hace que estallen frutas, como fusionándose con el agua.

      En fin, digno para un apartado de “Análisis publicitario”. Espero sacar tiempo para ello 😉

  5. Ami lo que no me acaba de cuadrar en la primera etiqueta es: si la harina de trigo es integral, porque tiene que especificar tb que lleva glutén de trigo, salvado de trigo,y además de éste indica hasta el total sobre el resto, y almidón de trigo: se he molido el grano entero (que es lo verdaderamente integral) digo yo que ya llevará todo esto, si se trata de un producto integral verdadero no veo que necesidad hay de añadir más de lo mismo, y de retratar cuánto salvado lleva ¿qué sólo el salvado facilita el transito intestinal?, parece que quieran que pensemos eso.

    • Hola Susana,

      De este tema estábamos hablando más arriba Demóstenes y yo.
      El motivo de adicionar más cosas creo que es el siguiente.

      -Gluten: Añaden extra para proporcionar mejor compactación al pan, el gluten hace de malla proteica y la consistencia es mucho mejor si está en mayor proporción. (Como las harinas fuertes frente a las débiles de panificación).

      -Salvado: Intuyo que puede ser por la cubierta externa, la capa que recubre el pan. “Queda bien” a simple vista ver los trozos de salvado porque da la sensación de “integral” y no sólo la masa marrón.
      Es un poco como la sensación que otorga el sésamo al pan de hamburguesa.

      Tal y como dices, no son necesarios como tal. Pero quiero creer que se deben a esas dos cuestiones.

      ¡Un saludo!

  6. A mí me sorprende la ínfima cantidad de alguno de los cereales: mijo, cebada, triticale están al 0,05%. ¿Es porque es difícil hacer un pan “apetitoso” con más cantidad de estos cereales? ¿es apreciable la presencia de estos ingredientes a pesar de su poca cantidad?.
    Por cierto, el nombre correcto y legal del aceite es “aceite de oliva”, sobra indicar que está refinado. Y, nuevamente, la cantidad en un producto así es tan baja que ¿merece la pena destacarlo, nutricionalmente hablando? ¿es tan importante que sea virgen extra en vez de refinado?

    • Algunos de esos cereales ni siquiera son panificables, de ahí que no aparezcan en más cantidad. “Apreciable” es, como un conjunto de trocitos duros que están en el pan.
      Sinceramente creo que es más por una estrategia comercial del “8 cereales” que da la sensación de ser más sano o más integral. Cuando precisamente el que es 100% integral es el otro modelo.

      La verdad es que la cantidad de aceite es ínfima (0,6%) pero siempre vale la pena que sea AOVE. Eso sí, lo que no sería justificable es que con adiciones tan insignificantes de producto el precio se disparara porque contiene “aceite de oliva”.

      Un saludo Toño

  7. Pingback: Pan de 99 calorías. ¿Es mejor que el resto?

  8. Pues sinceramente está bien rico y por supuesto es más sano tomar un sándwich en el que el pan aporte 99 calorías que otro en el que sólo el pan aporte 200.

    El problema es el de siempre, la publicidad…Os animo a echarle un vistazo a este post que trata de la publicidad en alimentación… http://bdwei.com/blog/publicistas-en-alimentacion-limpiadores-de-imagen/

    No creo que la publicidad llegue a ser clara y transparente. Al menos, siempre quedarán personas como Aitor para esclarecer temas relacionados con la alimentación.

    En cualquier caso ese pan está bien rico y en las proporciones especificadas es bastante saludable, además sacia bien.

  9. Hola Aitor, muy interesante el post, sobre todo porque como dices el hecho de que señalen 99 kcal parece la version light del resto de los panes.

    Quería aprovechar (ya que haces una pequeña mención) al tema del azúcar, se que está más que visto la importancia de reducir la cantidad de azúcar refinado pero siempre lo voy leyendo en términos de gramos. Vease el ejemplo: “Hala! este refresco tiene 40g de azúcar, es una barbaridad! Quería saber en términos de gramos cuánto sería el máximo saludable del aporte diario del azúcar simple, más que nada para conocer cuando hay mucho asombro por el contenido en azúcar de algo si comparado a lo que deberíamos consumir se pasa mucho o no tanto.

    Gracias!

  10. Pingback: Pan de 99 calorías. ¿Es mejor que el resto? | CookingPlanet

  11. Pingback: Anónimo

  12. Hola, realmente es cierto que una harina integral de trigo es 100% grano completo? No se referirá a que ha añadido harina refinada, salvado seleccionado y germen? Según las definiciones de Integral que se utilicen a nivel internacional, se puede denominar integral a esta fórmula… Es algo en qué pensar…

  13. Pingback: Ni más ni menos: el pan tiene las mismas calorías que el pan | El nutricionista de la general

  14. Hola! no sé si han canviado los ingredientes pero en el paquete de pan thins que me compré (porque en toda la tienda era el pan más “sano”) en vez de aceite de oliva lleva aceite vegetal(girasol)!!!

  15. Pingback: El poder del marketing. (Parte I) | PalmerasDeFruta

  16. También es bueno que nos facilite hacer un sándwich. Porque claro que por 100 g no tiene menos calorías al fin y al cabo es pan; como los biscottes. Pero es imposible cortar otro pan así de fino para hacerte un sándwich y esto te lo facilita y sabes que son solo 99 local.

  17. Tal vez mi pregunta sea una tontería pero ¿se trata de una cuestión de todo o nada? O sea, es integral y está bien, o tiene harina refinada adicionada y ya es tan malo como el pan blanco😕? Y si en los comercios locales no venden ningún pan realmente integral ni harina integral, no valdría aunque sea uno de esos panes seudointegrales para sustituir al pan blanco? 😮

  18. Pero harina integral de trigo es lo mismo que harina de trigo integral? Quiero decir, harina de trigo integral me dice que el grano está entero y sin refinar, pero cuando la harina es integral de trigo, no sé cómo está el grano. En fin puede que sea un poco conspiranóico pero…..
    En cualquier caso gracias por el blog y tus aportaciones en distintos medios que sigo, y nos ayudan a entender este mundillo del negocio alimentario, ser más críticos con las empresas que nos aportan “tanta salud” y a que no nos engañen.

  19. Muchas gracias por el post y el análisis del producto. Suelo tomar este pan para almorzar bien untado de crema de cacahuete o de sésamo y la verdad que me encanta, aunque eso si, compro la “versión” del Mercadona, que nutricionalmente es similar pero bastante más económica.

    Aquí hablan de el:
    http://buildingmynewbody.blogspot.com.es/2015/09/sandwich-multicereal-mercadona-vs.html

    Ni me había fijado en las calorías del producto, personalmente me gusta porqué no tiene miga, a diferencia del pan de Molde o “tradicional” y tostado queda de lujo. Es el único lujo que me permito en mi dieta “low-carb” jejeje…

Deja tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s