No es lo mismo: Alergia, Intolerancia, Aversión e Intoxicación

Reacciones adversas alimentosEs importante diferenciar las diferentes reacciones adversas que nos producen los alimentos, pues no es lo mismo una intolerancia, una alergia, una aversión o una intoxicación. Todas ellas correspondes a “reacciones adversas”, una reacción adversa es “una respuesta anormal que se atribuye a la ingestión de un alimento”, pero no todas son iguales.

Esta confusión hace que a pie de calle escuchemos muchas imprecisiones como “alérgico al glúten”, “alérgico a la lactosa” o “yo este alimento no lo puedo ni ver, soy intolerante a él” que no son exactamente así.

Principalmente hay que distinguir dos grandes grupos: aquellas reacciones que son tóxicas, y aquellas que no lo son. Las reacciones tóxicas corresponden a las intoxicaciones, mientras que dentro de las reacciones no tóxicas encontramos intolerancias, alergias y aversiones)

Reacciones adversas alimentos

Reacciones tóxicas

La característica principal de las reacciones tóxicas es que pueden ocurrir en cualquier individuo, siempre que ingiera el alimento o el tóxico en cantidad suficiente. El problema radica en “la sustancia” en sí, y es peligrosa para cualquier persona.

La reacciones además es dosis-dependiente, es decir, que las manifestaciones son más intensas cuanto mayor sea la cantidad de ingerida.

Ejemplo: A todas las personas nos puede afectar consumir las toxinas que los microorganismos producen en los alimentos, o las que pueden aparecer por contaminación en la comida.

intoxicación alimentaria

La intoxicación alimentaria afecta independientemente del individuo

Intolerancias:

Las intolerancias implican la aparición de manifestaciones clínicas tras la ingestión de un alimento determinado, pero en relación con las características del individuo. De tal forma que esa misma dosis es perfectamente tolerada por cualquier otra persona sin intolerancia. Estas reacciones, al igual que las tóxicas también son dosis-dependientes.

Ejemplo: La lactosa produce manifestaciones (proporcionales a la cantidad ingerida) sólo en aquellas personas que son intolerantes a ella, no en el resto de personas.

Alergias:

Las alergias, son de origen inmunológico (interviene nuestro sistema inmune) y son respuestas exageradas de nuestro organismo como consecuencia al consumo de un alimento. Las alergias alimentarias se producen en personas que ya han consumido previamente ese alimento, este concepto se conoce como sensibilización previa. Una vez sensibilizados, hasta pequeñas cantidades nos pueden producir una alergia alimentaria.

Las alergias sólo afectan a aquellas que están predispuestas a estos mecanismos. Casi cualquier alimento es susceptible de desencadenar una reacción alérgica, pero encontramos un grupo de los principales que están implicados. Los más comunes son, Huevo, Pescado y marisco, Leche, Frutos secos.

La relación dosis-respuesta no necesariamente existe en las reacciones alérgicas, ya que dosis muy pequeñas pueden dar lugar a una respuesta clínica exagerada.

Ejemplo: Sólo las personas alérgicas al huevo son sensibles a su consumo, y la respuesta del organismo puede ser exagerada.

Aversiones:

Las aversiones corresponden a aquellos casos de rechazo y de intolerancia psicológica en los que la reacción desagradable está provocada por emociones asociadas a un alimento, pero que no es reproducible cuando el alimento está enmascarado. Es decir, el motivo es “conocer” que se está consumiendo ese alimento.

Ejemplo: Sólo las personas que tienen aversión a la zanahoria rechazarán la comida si saben que hay zanahoria en ella, si se encuentra enmascarada en la preparación no habrá sintomatología.

Aversión

Ejemplo de rechazo de comida, probablemente con esta aceptación el chaval tenga una aversión. Decir en su defensa que la presentación es mejorable.

¿Cómo actuar ante las alergias o las intolerancias?

Alergia alimentaria

Imagen: Pediatría basada en pruebas

Es importante considerar que lo primero es cerciorarse del problema de salud que tenemos, siempre tras un adecuado diagnóstico médico y no sólo por la experiencia personal, ya que de esta manera podemos encontrar otros problemas asociados y asegurarnos de cuál es nuestro problema de salud.

Recomendamos encarecidamente seguir pautas clínicas profesionales, proliferan hoy en día multitud de test de intolerancias o de sensibilizaciones a alimentos que no tienen ninguna evidencia ni respaldo científico, por lo que debemos asegurarnos de que estamos ante un verdadero problema de salud y no sólo un diagnóstico pseudocientífico.

El tratamiento farmacológico debe ser únicamente para atajar los síntomas que puedan aparecer tras la ingestión accidental, nunca la norma a seguir. Es común, que las personas que tengan un historial de reacciones anafilácticas graves porten una dosis de adrenalina autoinyectable para paliar la gravedad de esta reacción.

Recomendaciones básicas en alergias e intolerancias:

Es importante conocer y leer bien el contenido de las etiquetas, sobre todo de los alimentos procesados, y familiarizarse con los nombres técnicos o científicos de los ingredientes. Muchos alérgenos, o alimentos como leche o huevo, pueden no aparecer como ingrediente en una etiqueta, pero en ella puede indicar la presencia de caseína, caseinato de sodio o sólidos de leche (empleados como aditivos en ciertos alimentos como embutidos industriales).

Conocer los ingredientes de cualquier producto alimentario manufacturado o comercializado para eliminar la posibilidad de estar en contacto con un alérgeno oculto en las comidas. El control del etiquetado debe ser permanente, incluso para alimentos consumidos habitualmente, ya que los ingredientes de muchos productos pueden cambiar a lo largo del tiempo. No nos debemos confiar y por tanto hay que revisar de manera regular también las marcas que no nos suelen dar problemas.

Identificar el material y los alimentos puede ser de gran ayuda en cocina, los diferentes instrumentos pueden tener diferente color en los platos y cubiertos, e incluso en caso de ser necesario en cocina, podemos identificar y marcar el correspondiente instrumental y alimentos con un código de color para ayudarnos a su manejo.

Seguir páginas webs de asociaciones relacionadas, como puede ser el caso de la FACE (Federación de Asociaciones de Celiacos de España) la Sociedad Española de Diabetes, la Sociedad Española de Alergología e Inmunología o la AEPNAA.

Face celiacos

Atención especial en niños que debutan con alergias

Es imprescindible que en toda la familia y en el centro escolar tengan conocimiento de la alergia del alumno, esto se debe hacer con naturalidad, y no por ello los niños deben sentirse excluidos de las actividades en base a sus alergias o intolerancias. Para ello no se puede improvisar, y es necesario que se sigan las recomendaciones del pediatra, y que tanto familiares y cuidadores sepan de antemano las actividades y la condición de los chavales para garantizar la seguridad.

Se debe hablar y formar a las personas que vayan a estar con el niño, para que sepan actuar en caso de emergencia y proporcionar los primeros cuidados. También es importante hablarlo con el resto de compañeros para que no se intercambien alimentos, haya menos contaminaciones en su comida y se pueda realizar alguna sesión de educación alimentaria con la gente de su alrededor.

El propio niño debe ser consciente de que no puede intercambiar comida ni tomar nada de otras bandejas, que no debe consumir alimentos que no hayan sido proporcionados por ciertas personas (que deben ser aquellas que hayamos informado previamente sobre la alergia). Ayuda mucho practicar en casa ejercicios de identificación de alimentos a eliminar y cuáles a consumir, e ir familiarizándose poco a poco con el listado de ingrediente que no son aptos para su dieta.

La condición de sufrir una alergia o intolerancia no es incompatible para nada con una rutina corriente, pero llevar a cabo estas medidas de precaución son preferibles para evitar problemas mayores.

Anuncios

18 thoughts on “No es lo mismo: Alergia, Intolerancia, Aversión e Intoxicación

  1. muy interesante el articulo, se por experiencia que es muy dificil convivir con alguien con alergia, mi hijo supero una alergia al huevo y hasta ese momento era muy complicado el dia a dia
    os voy a dejar enlace de mi pagina web para cuidarse y sobre consejos de nutrición
    muchas gracias y un saludo
    http://www.mecuidomucho.com

  2. Muy buen post. La aversión es resultado de condicionamiento clásico y en este sentido, aunque no se vea comida aversiva, si puede desencadenar las reacciones a través de otras modalidades sensoriales, como olor o sabor. Pero eso todos modos lo hace distinto a las sustancias toxicas ya que por más que enmascaremos todas las modalidades sensoriales de una toxina, igual nos afectará. Me parece que la confusión comienza en gran parte, porque personas adquieren aversión a ciertos alimentos que ha comida cuando ha sido afectado por toxinas, intolerancia o alergias, y por asociación terminan rechazando alimentos que solo producen malestar por factores psicológicos.

    Saludos

    • Efectivamente, eso que comentas Gabriel, es uno de los factores que influye en la etiología de la aversión. La única diferencia es que el enmascaramiento total (me refiero hasta el de “intuir” que lleva algo) no produce la sintomatología.

      ¡Un saludo!

  3. Lo cierto es que hay mucha confusión con la alergias alimentarias y las intolerancias alimentarias. Desde hace años recomendamos un test de intolerancias alimentarias para que “la calidad” de la persona mejore. Es cierto que no es la solución a las patologías o disfunciones nutricionales, pero se consigue que el estado individual de la persona mejore tanto en la salud, como en el peso y como a nivel deportivo.

  4. Muy buena la entrada. Me ha gustado el que fueras desgranando uno a uno estos conceptos y no sólo te hayas quedado con el de alergia e intolerancia que son los típicos. Aunque creo que hubiera sido bueno matizar que la celiaquía es una alergia al gluten (no intolerancia) y que el nombre más técnico de las intolerancias es hipersensibilidad no alérgica. Así poco a poco les iría sonando más a la gente de la calle.

    http://blog.lasirena.es/lang/es/2013/09/05/al%C2%B7lergia-alimentaria-a-la-infancia-preguntes-i-respostesalergia-alimentaria-en-la-infancia-preguntas-y-respuestas/

    Pero lo dicho, me ha gustado el post 🙂

  5. Pingback: No es lo mismo: Alergia, Intolerancia, Aversión e Intoxicación | CookingPlanet

  6. Interesante y muy útil este post, teniendo en cuenta que un 3,6% de la población adulta y un 5% de los niños sufren alergias alimentarias y normalmente, las alergias que se dan en la edad adulta duran toda la vida. Tal y como se dice en este artículo, hay ciertos alimentos que suelen provocar la mayoría de las alergias, entre ellos, la leche, el huevo o los pescados, entre los más jóvenes y las frutas, las verduras, los frutos secos y el marisco, entre los adultos.

  7. Pingback: No es lo mismo: Alergia, Intolerancia, Aversi&o...

  8. Muy interesante! Sólo quería puntualizar que el caso del gluten no es aversión, intolerancia ni alergia, como se ha dicho en los comentarios. La celiaquía es una enfermedad autoinmne, es decir, que el cuerpo se ataca a sí mismo cuando se detecta esa proteína en el intestino delgado. Es crónica e incurable, no existen antihistamínicos ni medicamentos que palien sus efectos (como sí los hay en el caso del shock anafiláctico) y además cuando no se sigue la dieta a rajatabla provoca otras enfermedades como diabetes, hipotiroidismo, infertilidad… por ello creo necesario desmarcarla del concepto alergias o intolerancias, ya que el funcionamiento es totalmente distinto.

  9. Muy interesante este post. Hace poco me hice las pruebas de histaminosis, y me salieron montón de cosas de las que tengo intolerancia y pensaba que era lo mismo que ser alérgico a algo.

    Alguien sabe si las intolerancias desaparecen y cuando? Me ha salido a la lactosa y me encanta : /

  10. Pingback: No es lo mismo: Alergia, Intolerancia, Aversión e Intoxicación | MI DIETA COJEA (Blog de nutrición, dietética, alimentación y ciencia) | Las Mejores Dietas

  11. Pingback: Es Saludable 78 – Diferencias entre intolerancias, alergias, aversiones e intoxicaciones alimentarias |

  12. Muy buen artículo! Creo que es importante diferenciar estar 3 situaciones. Creo también que una de las mejores maneras de tratarlas, prevenirlas cuidarnos en cocinar en casa. Muchas recetas son fáciles rápidas y ricas, no solo eso. Hay miles de lugares donde se pueden encontrar recetas con ingredientes que hasta tenemos en casa. Ejemplo http://elgourmet.com/
    De esa forma podemos saber que ingredientes tiene y prepararlos de la mejor manera para que por ejemplo las coman los chicos con gusto

    Saludos

Deja tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s